Una nieta recuperada atestigua por el robo de niños en Campo de Mayo

Comentarios desactivados en Una nieta recuperada atestigua por el robo de niños en Campo de Mayo 11

La nieta restituida María Belén Altamiranda Taranto ratificó que el Movimiento Familiar Cristiano intervino en su adopción, al declarar en el juicio con dos imputados por el secuestro de once mujeres y el robo de sus hijos nacidos en cautiverio en la maternidad clandestina de Campo de Mayo, durante la última dictadura.

María Belén relató ante el Tribunal Oral Federal 3, en el edificio de Comodo Py 2002, que ella nació el 7 de agosto de 1977 y que el 12 del mismo mes una persona la dejó en manos del Equipo de Adopción San José del Movimiento Familiar Cristiano, según señala la ficha de esa organización con vínculos acreditados con los represores.

Siempre según esa misma ficha, esa persona dijo que su madre había optado por entregarla en adopción ya que no podía tener a su hija con ella “por motivos personales”.
Pero María Belén, quien recuperó su identidad en 2007, es hija de Rosa Luján Taranto y Horacio Antonio Altamiranda, militantes del PRT-ERP secuestrados en mayo de 1977, cuando la mujer estaba embarazada de siete meses.
Ambos fueron vistos en el CCD “El Vesubio” y Rosa fue llevada a dar a luz por cesárea, en su octavo mes, al Hospital Militar de Campo de Mayo.

El juicio tiene como imputados al general retirado Santiago Omar Riveros, que era el responsable de la represión ilegal en la denominada Zona IV, y el médico Raúl Eugenio Martín, del Hospital Militar de Campo de Mayo.
Tanto en el caso de Altamiranda Taranto como en el de Milagros Castelli Trotta, quien recuperó su identidad en el 2008, se reitera la intervención en el trámite de adopción del Movimiento Familiar Cristiano, investigado por entregar bebés nacidos en cautiverio en Campo de Mayo y “blanquearlos” como paso previo a su adopción.

Los padres biológicos de María Belén como lo de Milagros estuvieron secuestrados en El Vesubio, centro clandestino de detención utilizado por el Ejército cerca de Ciudad Evita, en el partido bonaerense de La Matanza, publicó Télam.
En la audiencia de hoy debían declarar también Gabriela Taranto, hermana de Rosa Luján, la madre de María Belén, y Ana María Careaga, sobreviviente del centro clandestino de detención “El Atlético”.